“Buscavidas”: el empleo del futuro.

¡¡Bienvenida o Bienvenido a mi Blog!!

elbuscavidas0-640x375

Hoy me han confirmado verbalmente las notas del tercer trimestre del Ciclo de F.P. que estoy cursando como Técnico de Aceite de Oliva y Vinos, por cierto, con sobresaliente de media, y teniendo en cuenta que a finales de junio ya tendré mis certificados profesionales de:

  • Profesional formado para trabajar en la extracción de aceite de oliva virgen extra, virgen y otros.
  • Profesional formado en seguridad e higiene para trabajar en la industria alimentaria.
  • Profesional formado para trabajar en cualquier almacén.
  • Profesional formado para trabajar en la elaboración de vinos.
  • Profesional formado para trabajar en la organización de catas de aceites y vinos.

He empezado a visitar a las empresas de mi entorno para darme a conocer y valorar las  opciones que realmente tengo para reincorporarme al empleo en breve, pues bien, la cosa, de momento, “está muy jodida”.

Así es que, a todo lo anterior, le estoy añadiendo alguna cosilla más:

  • Un proyecto de venta online y otros servicios.
  • Buscar agricultores que puedan necesitar jornaleros o conductores en la campaña de la aceituna.
  • Prepararme unas oposiciones de celador conductor para hacer sustituciones.
  • Y lo que poco a poco me vaya surgiendo.

Este post se me ha ocurrido cuando al fijarme con detalle del “tocho” que he puesto en mi titular profesional de Linkedin:

Visitador Médico y Farmacias / Comercial y Técnico en Aceites de Oliva y Vinos / Community Manager / Conductor clase:DE

Me he planteado modificarlo siguiendo los consejos de algún@s expert@s en RRHH, que insisten en que en este punto, el del perfil de Linkedin, debemos ser lo más concretos posible; sin embargo y no sé porque, he recordado la conversación que mantuve con uno de los seis amigos que salimos un día con la bici, en el que, todos más o menos de mi edad (50 tacos), cuatro eran funcionarios con plaza en propiedad y el otro, aunque también desempleado, tiene la fortuna de que en su casa entra el sueldo de su mujer también funcionaria con plaza en propiedad.

La conversación surgió porque son conscientes de mi situación y sinceramente se preocupan por mi estado, así es que, como no podía ser de otra manera, llego el momento de hablar de política o mejor dicho, de políticos y de su ineficacia para generar ideas que solucionen los verdaderos problemas de las familias, pero bueno, este tema lo dejo para otro día, que bastante hemos tenido y nos queda por tener.

Para no extenderme, al final llegamos a la conclusión de que los únicos empleados que pueden vivir con cierta tranquilidad son ellos: los funcionarios con plaza, y que a los demás trabajadores solo nos queda la inestabilidad y con ella, la necesidad de estar preparados para hacer cualquier cosa y posiblemente varias, porque con una difícilmente vamos a llegar a fin de mes.

Lo que me llevo a recordar otra conversación mantenida en Marrakech con un guía turístico y que comencé con esta pregunta: ¡Perdona! ¿es esta tu profesión? A lo que me respondió:

¿Mi profesión? ¡No, qué va! Es una de las cosas que hago para buscarme la vida cada día; acompañaros hoy era algo planificado pero la mayoría de los días me levanto para buscar un trabajo que me resuelva los problemas de ese día.

¿Terminaremos en España como en Marruecos?

Por si acaso es que sí, voy a dejar mi perfil de Linkedin tal y como está.

Saludos y se feliz.

Sin reflexión no hay progresión.

¡¡Bienvenida o Bienvenido a mi Blog!!

descarga

¿En qué momento de tu vida te has quedado? Es decir ¿hasta donde has sido capaz de progresar emocionalmente lo largo de tu vida? Por ejemplo:

  • ¿Cuál es tu nivel acumulado de empatía?
  • ¿Cuál es tu nivel acumulado de Inteligencia Emocional?
  • ¿Cuál es tu nivel acumulado de resiliencia?
  • ¿Cuál es tu nivel acumulado de planificación y aprovechamiento del tiempo?
  • ¿Cuál es tu nivel acumulado de asertividad?

Y por último:

  • ¿Ha cambiado en algo tu forma de ver las cosas con el paso del tiempo?

Sí, ya sé que probablemente no las ves como hace unos años y que posiblemente te tomes los acontecimientos de tu vida de otra manera mejor o peor, según, pero esta reflexión me lleva a otra:

¿Lo has conseguido con la ayuda de buenas reflexiones sobre de tus experiencias o es la consecuencia de la inercia del paso del tiempo?    

Cuando hablamos de experiencia entre amigos, conocidos o colegas, normalmente nos referimos a la capacidad de hacer nuestras tareas profesionales de una manera más eficiente; cosa que no está nada mal; sin embargo, también compruebo como, generalmente, las tareas que tienen que ver con las emociones, habitualmente mal educadas, prácticamente no sufren variaciones sobre aquellos malos hábitos adquiridos durante nuestro desarrollo más temprano.

Y me sorprende mucho comprobar como profesionales de enorme valía en sus especialidades, luego son incapaces de manejarse en el mundo de las emociones y me pregunto:

¿Cómo es posible que alguien que es capaz de desarrollarse y progresar profesionalmente de una manera tan excepcional, luego sea incapaz de hacerlo emocionalmente?

Desde mi modesta opinión, la respuesta está en que el manejo de las emociones no es algo que se aprenda en un libro para luego plasmarlo en un examen u oposición, ni durante el proceso del aprendizaje de un oficio.

Y estoy convencido de que solo podremos progresar en esta importante faceta de nuestra vida con una buena y continua reflexión, pero claro:

¿En qué momento de nuestro progreso como personas nos han enseñado a reflexionar?

Emocionalmente hablando y da igual la edad que tengan, la mayoría de la gente con la que comparto experiencias offline, siguen haciendo las cosas, bien por enseñanza directa o por imitación, de la misma manera de como las aprendieron en su niñez y juventud.

Es decir, se han quedado estancad@s y no han progresado nada en el manejo de sus emociones y cuando, prácticamente cada vez que coincidimos, me plantean los mismos problemas emocionales de los que hablamos la última vez, llegan a irritarme un poco, pero no porque me moleste que lo hagan, ya que cada vez que comparten conmigo es una nueva oportunidad de aprendizaje para mí; lo que pasa, es que no entiendo cómo no hacen nada para cambiar esos hábitos emocionales que tanto daño les hacen y que, sin merecerlo, tan tóxic@s les pueden llegar a transformar para los demás, así es que, vuelvo a insistir:

Has reflexionado sobre:

  • ¿Si es suficiente para tu vida tu nivel acumulado de empatía?
  • ¿Si es suficiente para ti vida tu nivel acumulado de Inteligencia Emocional?
  • ¿Si es suficiente para tu vida tu nivel acumulado de resiliencia?
  • ¿Si es suficiente para tu vida tu nivel acumulado de planificación y aprovechamiento del tiempo?
  • ¿Si es suficiente tu nivel acumulado de asertividad?

Y por último:

  • ¿Has evolucionado emocionalmente para mejor con el paso del tiempo?
  • Prioriza y reflexiona, solo necesitas 5 minutos al día.

Trabajar todos estos puntos te pueden ayudar a ser:

  • Más sociable y al mismo tiempo más selectiv@ con tus relaciones.
  • Mejor compañero de trabajo y mejor Jefe si es el caso.
  • Aumentará tu salud mental y por ende tu salud física.
  • Disfrutarás mucho más de los esfuerzos progresando con ellos.

Y lo más importante:

  • Serás mejor pareja sentimental y si es el caso, mejor padre o madre.

En definitiva: envejecerás mejor, reflexiónalo.

Saludos y se feliz.

Los datos nacen de las emociones.

¡¡Bienvenida o Bienvenido a mi Blog!!

descarga (1)

Analizar datos para llegar a conclusiones que me permitan tomar las mejores decisiones sobre qué medidas correctoras he de aplicar para obtener los mejores resultados en lo personal y en lo profesional, es algo que llevo haciendo desde hace muchos años y todos sabemos que en la creación de esos datos influyen muchas variables; sin embargo y desde mi modesta opinión, la variable más importante para interpretar correctamente esos datos casi nunca se tiene en cuenta: nuestro estado de ánimo y sobre todo, el de l@s demás.

Cada día escuchamos o leemos a alguien que, utilizando una gráfica u otro medio, nos presenta un análisis, evidentemente el suyo, sobre un hecho económico, social, medioambiental o sobre lo que sea, que a su vez, provoca que quien le escucha o lee haga una interpretación muy personal y probablemente distinta, de quien se la presento o de con quien pueda compartir ese momento, no sé si me explico, pero es como la climatología: nunca llueve a gusto de todo el mundo.

Esta realidad sobre la interpretación que cada cual hace de los hechos y datos compartidos, siempre me ha llamado y me llama mucho la atención, porque además, son curiosos los intensos debates que provocaban y provocan, llegando algunos incluso a momentos de mucha tensión, aunque lo expuesto no tuviese ninguna relevancia para nuestras vidas.

Por cierto, estas discusiones absurdas forman parte de la condición humana y para que no nos afecten tenemos la Empatía y la Inteligencia Emocional ¡úsalas y enséñalas!

De hecho y desde mi modesta opinión, cuando analizo por lo que está pasando la humanidad en la actualidad con el objetivo de ofrecer una educación a mis hijas lo más completa posible, llego a la misma conclusión, todo lo que está ocurriendo no es ni más  ni menos que una mala, incompleta e interesada interpretación emocional de los datos y hechos disponibles.

¿Cómo de lejos está la realidad de lo que nos cuentan algunos en los noticiarios?

Como sé que diga lo que diga y haga lo que haga no seré yo el que arregle el mundo, no te voy a hacer una exposición sobre mi manera de ver las cosas y que soluciones pondría en marcha para resolver todo este lío, que no es tan difícil como nos quieren hacer creer, pero si te voy a pedir que hagas aquello que está en tu mano para que esas soluciones lleguen cuanto antes, como por ejemplo:

  1. Ofrece a tus hij@s una educación completa, llena de valores y bien entrenad@s en empatía e inteligencia emocional.
  2. Acepta que por los intereses de un@s poc@s hemos creado una gran mentira en la que debemos sobrevivir y que debemos cambiar.
  3. Nunca vivas en negativo, vivir es una oportunidad única y nuestros objetivos para conseguir esos cambios deben ser hacer que las generaciones futuras sean mejores que nosotros, pero en valores, empatía e inteligencia emocional.
  4. Ten paciencia cuando quieras enseñar algo, es mejor y más rápido enseñar desde el respeto, la comprensión y el cariño, mucho cariño, el cariño es la mejor manera de aplicar disciplina, no lo olvides.
  5. Se egoísta y quiérete mucho, más que nadie, pero nunca olvides que estamos conectados y que esa energía que vas acumular queriéndote mucho la debes compartir con l@s demás, para que ell@s, nuestr@ hij@s, con tu ejemplo, se quieran de la misma manera.

Faltan muchas más cosas por incluir para que de una vez hagamos análisis de hechos y datos desde una perspectiva más inteligente emocional ¿por qué no aportas las tuyas?

Saludos y se feliz.

¿Empujar o tirar, cuál es tu opción a la hora de enseñar o liderar?

¡¡Bienvenida o Bienvenida a mi Blog!!

puerta-01

Hace unos días disfrute de uno de esos momentos que quedan en la memoria de cualquier padre: la Graduación Universitaria de una hija.

No creo que no te sorprenda si digo que, tal y como va las cosas, esto no tiene buena pinta y si hablamos del sistema educativo ¿qué decir? Un soberano desastre y no es un invento mío, ahí están los datos y además, por mi obligada situación de estudiante, puedo confirmar con total conocimiento de causa que l@s chaval@s y profesor@s “andan máh pérdioh quel barco del arroz”.

El acto de Graduación hija, en sí mismo, fue muy emotivo, pero es que además los discursos de l@s profes@s elegidos por los estudiantes para ese momento, pusieron su granito de arena para que (tras destacar la labor que hacemos los padres y madres con nuetr@s hij@s para conseguir que hayan llegado hasta ese momento de su vida) me emocionase y llorase de manera contenida, seguramente porque aun me queda parte de aquella educación que nos decía que los hombres no lloran ¡¡VALIENTE GILIPOLLEZ!! Soy un llorón y cualquier tema que toquen las emociones me provoca el llanto fácil.

En su discurso, El Vicedecano de la Facultad de Humanidades y Ciencias de la Educación de la Universidad de Jaén, como no podía ser de otra manera, dio un soberano repaso a todos los cambios que, por intereses políticos, se han producido en la educación y que, como consecuencia, están trayendo nada más que la formación de personas incompletas y la anulación de profesionales y educadores, más preocupados de superar las inspecciones que sufren que de enseñar a sus alumnos, que no nos olvidemos, no son un dato estadístico, son personas; personas que en el futuro deberán tomar decisiones que afectarán a otras personas.

Dirigiéndose directamente a l@s Graduad@s, El Vicedecano les repitió por activa y por pasiva que cuando ejerzan de MAESTR@S (para mí la profesión más bonita y de mayor responsabilidad que existe), deberán tener en cuenta la importancia de sus actos y que, por el bien de esas personas en proyecto: l@s niñ@s, siempre deberán recordar si su opción es enseñar y liderar empujando o tirando y utilizo el ejemplo de una puerta para explicarlo, reconozco que me despisto y me hizo pensar que ese hombre, cabreado por el sistema, estaba perdiendo el hilo de su discurso, pero luego lo entendí con claridad y caí en la cuenta de que no solo era válido para l@s maestr@s, es válido para cualquiera que deba ejercer de líder y más o menos sería así:

  • Liderar o enseñar “empujando”: Este el sistema de l@s que, limitados por sus cortas capacidades y nula empatía, imponen/empujan los mensajes, dispuestos por otros, hacia el intelecto de sus liderad@s apoyados por su cargo y normalmente alejados de la realidad y necesidades de las personas, dando por hecho que todos somos iguales y que no merece la pena individualizar los mensajes, argumentos y contra-argumentos, actuando con órdenes muy discutidas pero indiscutibles y sin tener en cuenta las ideas de l@s personas a su cargo.
  • Liderar o enseñar “tirando”: Este es el sistema de l@s que, apoyad@s por sus capacidades y empatía, aceptan que su cargo es una responsabilidad a la que respetar por encima de sus intereses, para que, desde su posición, transmitan la confianza necesaria ganada a través del respeto que se merecen por sus actos, provocando la tranquilidad necesaria de las personas que lidera o enseña, para poder “tirar” de su intelecto y crecer juntos.

¿Y tú, empujas o tiras?

Saludos y se feliz.

De Visitador Médico desempleado a Técnico Catador de AOVEs en TVE ¡NO TE RINDAS!

¡¡Bienvenida o Bienvenido a mi Blog!!

11059580_857745470959129_815606408636367011_n

Cuando alguien me pregunta por el futuro que creo que tendrán sus decisiones, o las mías y claro está, siempre y cuando tengan el único objetivo de crecer como personas, solo se me ocurre una respuesta: ¡Y yo que sé! “Solo ponte en marcha y aprende por el camino”

Estos últimos días han supuesto para mí una acumulación de experiencias que serán inolvidables.

Me he introducido de lleno en el maravilloso mundo del Aceite de Oliva Virgen Extra (AOVE) y Virgen (AOV), del que hace solo unos meses no tenía ni idea, y todo gracias a la formación que estoy recibiendo en el Ciclo de F.P de Técnico en Aceite de Oliva y Vinos que curso en el I.E.S El Valle de Jaén y por supuesto, aún con recursos muy limitados debido a lo que tod@s sabemos, gracias a la excelente labor y empeño que nuestr@s profesor@s ponen en que los alumn@s que allí nos formamos, salgamos mereciéndonos el Título de Técnicos.

Estos últimos días, tod@s los alumn@s que cursamos el Ciclo, hemos colaborado como Técnicos de Cata en la mayor Feria de Exposiciones del Sector del Aceite de Oliva: EXPOLIVA, en los Stand donde se representaban casi todos los Aceites de Oliva Virgen Extra (AOVE) Premium, que para que te hagas una idea, son AOVEs para que, tras catarlos en crudo determinado su intensidad de frutado, picor y amargor (esto lo que se incluye en la catas oficiales), los  puedas disfrutar plenamente en aquellos platos que sean de tu mayor agrado, incluidos postres, o porque no, en tus desayunos diarios regando una “humilde” tostada transformando el pan “duro” que te sobro del día anterior, en un manjar pensado para los paladares más exigentes con el valor añadido de aportar a tu salud propiedades de las que poco a poco iré compartiendo en: amoelaceitedeolivavirgenextra.wordpress.com

Bueno, que me emociono y me olvido de lo que en esta entrada te quiero transmitir.

Muchos opinan que la edad es un inconveniente para aceptar cambios y sacar el coraje necesario que nos lleve a resolver problemas tan delicados como, por ejemplo, cambiar de profesión debido a la situación de inseguridad laboral actual que sufren muchas profesiones que eran reconocidas y valoradas hace muy poco tiempo y más, cuando tienes que sacar a una familia adelante con las cargas que eso conlleva, evidentemente, sumando a todo ello los miedos e inseguridades que el desempleo provoca, tal y como es mi caso y el de millones.

Pero ¿qué podemos hacer, nos bloqueamos por el miedo o creamos energía con nuestro movimiento para ver hasta donde nos lleva?

Yo lo tengo claro.

Vivimos en un mundo creado a base de trampas y mentiras, de hecho, yo me lo imagino como una gran balsa y perdona por lo escatológico, de densa mierda en la que si no te quieres hundir, no te queda otra que chapotear fuerte pero con la mente clara, para saber que debes estar siempre en forma para resistir y la vista puesta en aquellos objetivos que, para cualquiera, deben ser prioritarios: la familia y las personas que te importan, si tod@s estuviésemos preparad@s y educad@s teniendo a estos objetivos como prioritarios, el mundo sería otro.

Ya me he ido otra vez por otros temas.

A ver, que lo que quiero compartir contigo, mejor dicho, lo que te quiero transmitir, es que no te rindas nunca y que intentes mantener tu mente clara para estudiar las alternativas que tengas a tu alrededor, hecho esto, ponte en marcha y comete errores, prepárate para recibir muchas críticas destructivas y comentarios desmotivantes, pero si tu interior te dice sigue, escúchalo y sigue, pero con prudencia, no sabes hasta donde te puede llevar.

A mí me ha traído a disfrutar de una experiencia preciosa que hoy quiero compartir contigo y que además, puede ser la puerta de mi nuevo e ilusionante futuro, espero que te guste, lo podrás ver a partir del minuto 10:51, pero te invito a que veas el programa entero, podrás aprender muchas cosas.

http://www.rtve.es/alacarta/videos/agrosfera/

Saludos, se feliz y no te rindas.

Cuando ser diferente va en tu contra.

¡¡Bienvenido a Bienvenida en mi Blog!!

amo_el_ser_el_mejor_imán-r624f0199fa5440b0b1363181508f0756_x7js9_8byvr_324

“Si viviese mil años sería en continua, lenta y sostenible evolución”, básicamente esta en mi manera de vivir pero claro, no voy a vivir mil años y mi entorno profesional y social no tiene la paciencia suficiente para aceptar esta estrategia de vida; sin embargo, compruebo cada día que es la manera más rápida y natural de avanzar.

Pero ¿que implica esta actitud frente a la vida en el momento que nos ha tocado vivir? Pues aunque te pueda parecer lo contrario y sobre todo a nivel social y laboral, trae muchos más problemas que otra cosa por ser una actitud incomprendida e intimidante ¡sí, intimidante!

Puede que la lectura de este post te confirme que tengo muy alta mi autoestima y no te voy a engañar, es cierto pero quiero aclararte que no es esa autoestima nacida de una vida fácil, llena de cariño, comprensión y apoyo ¡qué va! Más bien todo lo contrario.

Es esa autoestima nacida de la superación, pura superación, esa que se busca por necesidad emocional y que disfrutada con paciencia, va llegando poco a poco porque estaba seguro de que tenía que llegar y sin olvidar, que en cualquier momento me podía y puedo quedar en el camino sin poder terminar lo comenzado y al mismo tiempo, impidiendo que sea motivo de desánimo.

¿No sé si me he explicado? Quiero decir que debemos vivir priorizando, sin miedo, haciendo lo que debemos, en el momento que debemos y asumiendo que casi nunca saldrán las cosas como pretendemos.Siendo esta una actitud que, por mi salud mental y la de mi entorno más íntimo, me impide actuar con trampas, atajos o mentiras porque para qué engañarme a mí mismo ¿no crees?

Esta actitud me obliga a ser mejor cada día en cada una de mis facetas, las que se ven (profesionales y sociales) y las que no (familiares y personales), llevándome a un nivel de confianza en mí mismo que hace que en muchas en ocasiones, por malas interpretaciones, se vuelva en mi contra, algo que, en el estado de inseguridad que muestran muchas personas con poder de decidir, vengo sufriendo a nivel profesional desde hace mucho tiempo y últimamente en las entrevistas de trabajo.

Todo esto que comparto contigo ha surgido tras una reflexión hecha buscando una explicación a algunos de los descartes que he sufrido en las fases finales de las entrevistas que he tenido la oportunidad de realizar recientemente y que empezó, cuando uno de mis entrevistadores me reconoció que muchas veces no se selecciona al mejor y que continuó cuando supe que otro me descarto, por su necesidad de tener un equipo incapaz de protestar ninguna de sus decisiones debido a su inseguridad.

¿Quiere decir esto que debo actuar de otra manera? ¡No! Tal y como te decía al principio: “Si viviese mil años sería en continua, lenta y sostenible evolución” y como los hechos que no se ven me demuestran esta actitud funciona muy bien, “solo” he de continuar tal y como lo estoy haciendo hasta ahora para ver hasta donde me va a llevar, seguro que a buen puerto.

¿Cuál? Pues no lo sé, de momento y mañana mismo, a disfrutar de una enorme oportunidad para abrirme camino y empezar a hacer contactos en otros y apasionantes proyectos y profesionales y pasado mañana, a disfrutar enormemente de esos momentos que durante años soñamos los padres y madres: la Graduación Universitaria de una hija que se ha hecho de manera excepcional.

Lo dicho: “solo sé que debo vivir en continua, lenta y sostenible evolución para ser mejor” 

Saludos y se feliz.

¿Cuál es tu Rol dentro de un equipo de trabajo?

¡¡Bienvenida o Bienvenido a mi Blog!!

gear-403504_640

Hasta hace unos años, con los conocimientos que hasta entonces tenía y por mi salud mental, opte por aceptar que los equipos de trabajo, se formasen como se formasen, estaban divididos en tres grandes grupos:

1º) Los que tiran del carro: entre los que yo estaba, estoy y estaré. Son los que por su empuje y predisposición a hacer las cosas reciben más presiones desde arriba y por el mismo precio que los demás, a la hora de marcarles objetivos cuantitativos y cualitativos y también, cuando pasado un tiempo prudencial se dudaba de que esos objetivos se pudiesen conseguir, usando técnicas de motivación que pretendían hacernos creer, bueno eso pensaban ell@s, que sin nuestra colaboración la empresa no sobreviviría, nos recalculaban los objetivos, principalmente cualitativos (inversiones, actividades…), para compensar los que otros componentes del equipo no habían sido capaces de cumplir.

2º) Los que hacen lo que deben sin que se note: cuando entendí la manera de actuar de este grupo ya era tarde, es decir, ya me había creado un Rol dentro del equipo que si empezaba a actuar como ell@s (cosa que deseaba porque a la larga siempre salían mejor parados en todo), era tener que soportar un montón de preguntas por parte de mis superiores, a las que debería ofrecer respuestas maquilladas difíciles de creer y que seguramente implicaría más preguntas y probablemente un seguimiento más estrecho de mis actividades.

¿Qué en qué salen ganando los de este grupo? Solo un par de puntos, si se te ocurre alguno más apórtalo:

  1. Hacer una evaluación de seguimiento es algo que, para que sea justa, se debe hacer sin que sea un simple trámite burocrático, con mucha calma, con una gran capacidad de análisis, empatía y muy buen conocimiento personal del trabajador, algo que, en su conjunto, requiere un gran esfuerzo e interés por parte de quien lo elabora, motivo por el cual, cuando las tensiones y el cansancio se acumula, puede llevarle a tirar por la calle de en medio; es decir: sin destacar mucho a los que tiran del carro, ni penalizar a los que hacen de lastre ya que a él o ella, también se le medirá en función de esas diferencias que dice que hay en su equipo ¿no sé si me explico? Así es que, con esa estrategia, los que mejor parados salen son los de este grupo, mayoritario por cierto.
  2. Por lo tanto, sus condiciones económicas no difieren mucho de los que tiran del carro, salvo honrosas excepciones, pero a cambio y curiosamente, su nivel de exigencia sobre objetivos es mucho menor, motivo por el cual también salen ganando en valor emocional.

3º) Los lastre: este grupo, afortunadamente no suele ser muy numeroso, pero por su actitud pueden llegar a ser muy negativos para la buena  marcha del equipo, ya que pretenderán justificar sus malos resultados con una multitud de excusas, llegando incluso a acusar de no se sabe que a otros componentes del equipo.

Esto que te he expuesto era lo que hasta hace unos años usaba para aceptar muchas de las cosas “raras” que veía que ocurrían en los equipos de trabajo en los que he participado, y ya te digo, no solo pienso en los profesionales, también están los personales: AMPA, Deportivos, Sociales…

Ahora, sin olvidar los anteriores y además confirmado recientemente en una de mis clases de Formación y Orientación Laboral (FOL), tengo  en cuenta algunos aspectos más concretos, Roles que también se confirman en los equipos de trabajo:

Líder: prefiero a quien no lo pretende pero que por su actitud y ejemplo, se hace seguir. Es muy importante no confundir con cargo, puede que un líder no ocupe ni quiera cargo alguno, no le importará invertir tiempo en ti si lo necesitas

Portavoz: por su calma, empatía y capacidad de comunicación, es la persona idónea para hacer de portavoz del grupo, también suele surgir de manera espontánea y es, de manera recíproca, la persona de mayor confianza del líder, cuidado con confundir con exhibicionista.

Chivo expiatorio: suele coincidir con el más débil del grupo y es sobre quien los falsos líderes descargan sus frustraciones, si te ves en este Rol, te recomiendo que le pongas fin, “no es tan difícil”, “solo” debes aprender decir no y basta.

Abogado del diablo: es quien lo cuestiona todo llegando incluso a extremos muy altos, algunas veces dudo que sea algo natural y pienso que es una estrategia de defensa basado en el ataque, que suele funcionar con los falsos líderes; mucho cuidado con ell@s si eres líder o portavoz, porque el falso líder evitará enfrentarse a él/ella y te manipulará para que seas tu quien intervenga alegando al trabajo en equipo o algo así.

Pasivo: No se identifica con el grupo o con el trabajo que hay que hacer. Nunca lo he entendido, ya sé que tod@s necesitamos un empleo y que en muchos casos no tenemos el que soñamos, pero si está en él es porque ha aceptado sus condiciones ¿qué hace malgastando su tiempo y salud mental?

Conformista: hace lo que dice la mayoría, esto es: seguirá a pie juntilla lo que diga quien ostenté el cargo, o sea, que las cosas les irán bien si tiene la suerte de que quien lo ocupe sea un/a líder y por otra parte, las cosas no le irán tan bien si quien ocupa el cargo no es líder, ya que nunca hará nada por cambiar las cosas. Ya sé que si estás aquí es porque te cuesta decidir, pero te invito a que empieces a tomar las riendas de tu vida asumiendo riesgos, eso es vivir.

Exhibicionista: necesita hacerse notar y dirá y hará todo lo necesario para que cuenten con él/ella para todo, su problema es que algunas veces se exhibe tanto que llega al ridículo. A ver, si estás en este grupo ten presente que no necesitas pavonearte para llamar la atención, ya que la mejor manera de hacerlo es cumpliendo con tus compromisos, por lo que deberías aprender a no comprometerte tanto.

Gracioso: aquí hay dos subgrupos:

  • Gracioso Positivo: se encarga de relajar en momentos de tensión y puede coincidir con el portavoz.
  • Gracioso negativo: dificulta el trabajo porque interrumpe continuamente, puede coincidir con el exhibicionista, contra este lo mejor es no reírles las gracias ya que se lo creen y se crecen sin límite.

Puede que me haya dejado algo en el tintero y que creas que pueda ser interesante, pues nada, comparte.

Saludos y se feliz.