¡Andalucía imparable! ¿Pero hacia donde?

¡¡Bienvenida o Bienvenido a mi Blog!!

Andalucia.svg

Ayer compartí por redes sociales la imagen que ves abajo y en la puedes comprobar cuales son las ciudades con más y menos desempleo de España y tristemente para los andaluces, nuestra comunidad es la que gana por goleada en la clasificación de las que más desempleo presentan y entre ellas, aparece Linares como la que más y Jaén, su capital, muy cerca de ella y gracias a que ambas son las ciudades de la provincia con mayor número de habitantes y por lo tanto de servicios públicos, que si no… no obstante, el resto de las poblaciones de la provincia de Jaén no le van a la zaga.

19366506_1417847018282302_1821799765822339059_n

Como muchos sabéis Jaén es la capital mundial de los aceites de oliva, unos productos que más que un recurso son una invitación a la vida, a la salud y a la felicidad y que claro está, con todo lo que de ellos sabemos, aunque parece ser que solo unos pocos, ofrece con un potencial enorme para crear riqueza, sin embargo, las dos principales ciudades de Jaén aparecen entre las de mayor desempleo de España y por lo tanto de Europa.

Lo que te comparto, es un estudio que se realizo en Jaén y que junto a otros que también se hicieron aquí, dio como resultado una linea de productos de alta calidad que se están intentando abrir camino en el sector salud y “agárrate a los machos”, para fabricarlos se tuvieron que ir a Valencia y para encontrar inversores a Barcelona.

“Trombosis del acceso vascular en pacientes hemodializados. Racional para el uso preventivo del aceite de oliva”

Si he llegado a saber de este hecho, ha sido por la actividad que estoy generando en pos de dar forma al proyecto que tengo en mente, relacionado con la promoción y venta de Aceites de Oliva Vírgenes Extra y derivados orientados hacia la salud, el cual, no te imaginas lo que me va a costar dar forma, si es que termino consiguiéndolo.

Hay un anuncio pululando por la tele que dice: ¡Andalucía imparable! Lo que no sabemos es hacia donde.

Saludos y se feliz.

Anuncios

No consientas perder tu energía

¡¡Hola, bienvenida o bienvenido a mi blog!!

checklist-1266989_960_720

Y es que cuando lo piensas bien, te das cuenta que nos han llevado a un punto en el que no podemos más y ante cualquier cambio de nuestro entorno, sobre todo en el laboral, con, por ejemplo: nuevas ideas, nuevas incorporaciones, nueva competencia… nuestra mente, que es muy vaga y negativa, lo que no es ni malo ni bueno, ya que ha evolucionado para ahorrar toda la energía que puedan, haciendo de nuestro cerebro un órgano vago y negativo cuando las cosas no salen como quiere, llevándonos al abandono, al miedo e inevitablemente al agotamiento y sobre todo, si lo que nos encontramos son expresiones como estas:

“Es que esto es muy complicado”; “Y si me sale mal”; “No voy a ser capaz”; “La competencia es muy desleal”; “Ese parece que me quiere quitar el puesto” y alguna que otra más.

Y no creas que esas expresiones me las acabo de sacar de la manga ¡no, no! Las llevo sufriendo desde hace muchos años y en estos últimos meses, ni te cuento.

Sé que algunas veces o quizás con más frecuencia de la que realmente percibo, provoco el rechazo de muchas personas pero, casualmente, se da en aquellas a las que no les interesa ni mi mensaje, ni mis propuestas, ni mi actitud y que curioso, es todo lo contrario de lo que percibo de mis clientes.

Ahora y tras una muy mala experiencia en mi último empleo por cuenta ajena, he decidido, salvo que reciba una oferta muy interesante, dar el paso que no me atreví a dar en su momento, apoyado además, por ir aceptando empleos de mediocre estabilidad y condiciones, consumiendo un tiempo precioso para valorar si mi proyecto tiene o no viabilidad.

Mi experiencia profesional en una Almazara durante la pasada campaña de elaboración de AOVEs, no entra en esos empleos que he descrito como mediocres, ya que aparte de ofrecerme unas condiciones justas, aceptando su temporalidad, me ha servido para adquirir un enorme aprendizaje del que sacar mucho partido en beneficio de mi proyecto.

Pero si de entre todas estas experiencias, ni malas ni buenas (esto es lo que hay), estoy sacando algo en claro, es que hemos llegado a un punto en el que si eres una persona con fuerza, ilusión y coraje pero tu objetivo es mantener tu puesto de trabajo, aun a costa de tu felicidad, lo mejor que debes hacer es medir con que intensidad transmites tu personalidad, porque si en tu trabajo das con una persona inapropiada, no solo no te aceptará, además, hará todo lo posible por alejarte de su entorno sin importarle las consecuencias, ya que, con total seguridad, vera en ti una amenaza a su estabilidad y zona de confort que hay que eliminar como sea.

Y si tus valores y experiencia los quieres poner a disposición de un proyecto propio del que necesitas la implicación de otros, ten presente que actualmente muchas empresas, o mejor dicho, muchas de las personas que componen esas empresas, están saturadas y desilusionadas por muchos motivos, dando como resultado, el que prefieran lo malo conocido que lo bueno por conocer

Así es que ármate muy bien de resiliencia y con cada “golpe” que recibas, que los vas a recibir y uno tras otro, no permitas que tu vago cerebro te lleve a consumir tu energía ¡no lo permitas!

Para ello ten siempre presente que tu trabajo es encontrar una buena oportunidad y tristemente y más hoy en día y sobre todo cuando has salido del círculo del empleo, requiere de mucho pero que de mucho esfuerzo ¡ánimo y suerte!

Saludos y se feliz

Aunque ilusionarme “me castiga”, pienso seguir haciéndolo hasta el final

¡¡Hola, bienvenida o bienvenido a mi blog!!

18891718_1402604803139857_8928220595712551248_o

Ayer por la tarde había quedado con unos amigos para dar una vuelta en bici y momentos antes de partir hacia el punto de reunión, recibo el WhatsApp de un joven “biciamigo” preguntándome si “la grupeta” habíamos quedado para salir, le respondo que sí y decidió sumarse al grupo para pasar una calurosa tarde pedaleando y hablando de nuestras cosas.

Durante la “charlapedaleo” tocamos, entre otros, un tema que tiene mucho que ver, aunque creo que él no era muy consciente, con la resiliencia, ya que el reconocía que con el paso de los años había cosas que le ocurrían que no le gustaban pero que a diferencia de otras épocas, no le hacían tanto daño y hasta por momentos, sentía la necesidad de no callarse y de decir lo que piensa.

En ese sentido y afortunadamente para él, tiene un empleo en el que (a nivel de estabilidad laboral y teniendo en cuenta que es un chaval estupendo capaz de crear el mejor ambiente) decir lo que piensa,  no es ni bueno ni malo, ya que en su trabajo no es relevante caer bien o mal y sí que saques tu tarea cada día, aunque puede, eso sí, que quizás si eres ambicioso corres el riesgo de perder algún ascenso o beneficio, aunque si me pidiese consejo para este caso, le invitaría a que valorase bien si lo que va a ganar le compensa con lo que va a perder.

El caso es que si por algo me caracterizo es por decir lo que pienso y al igual que mi joven biciamigo, no tengo otra intención, allá por donde voy, que de intentar crear el mejor ambiente posible pero por propia experiencia y más hoy en día, te diré que eso es totalmente contraproducente para tu estabilidad laboral y si no tienes bien trabajada tu resiliencia, también para tu estabilidad emocional, sobre todo, según con quien des y donde trabajes; así es que si optas por ese camino, el de ser tú mismo/a, valora muy bien si te merece la pena cambiar lo que vas perder con lo puedes ganar.

No tengo ni idea de que me deparará el futuro pero he aprendido que para vivir, que no sobrevivir, es mejor ilusionarse con cada proyecto que inicie, eso sí, siendo realista y aceptando “los palos” continuos que esa ilusión me van a traer, porque sin esta actitud nunca llegaré hasta el final.

Ahora estoy embarcado en un proyecto profesional que se alimenta de pura ilusión, la cual, surgió en el peor momento “emociolaboral” de mí vida y gracias a ello, me permitió mirar al futuro con esperanza y sentido común; así es que sí, me seguiré ilusionando por mucho que esa ilusión me quiera castigar.

Y con esta breve exposición me gustaría plantearte una cosa ¿no crees que la ilusión es la gasolina del coraje, la superación y la felicidad?

¡Saludos y se muy feliz!

La vida me devuelve a mi nuevo punto de partida

¡¡Hola, bienvenida o bienvenido a mi blog!!

Gustaove

Al entrar hoy en mi Facebook me recuerda que hace dos años compartí este artículo: “Mi primera entrevista de trabajo”.

La titulé así porque desde que en el 2013 caí en el desempleo, está fue la primera entrevista en la que me sentí totalmente libre de poder mostrarme como soy, ya que quien me entrevisto solo quería ver una cosa: un profesional con actitud y ganas de aprender.

“El Facebook” nos recuerda todos los días algo que compartimos en el pasado, por si lo consideramos lo suficientemente interesante como para volverlo a compartir y normalmente casi nunca, por no decir nunca, suelo hacerlo; sin embargo, en esta ocasión me ha llamado la atención una gran coincidencia.

Cuando en el 2015 me entreviste con Manuel, uno de los hermanos propietarios y responsable de elaboración y calidad de Oleícola San Francisco, mi objetivo en ese momento no era llegar a un acuerdo profesional, ya que para culminar con éxito, como así fue, mi formación de Técnico en Aceites de Oliva y Vinos, necesitaba hacer mis tres meses de prácticas y quería hacerla con ellos, porque sabía que iba a aprender mucho de lo que iba a necesitar en el futuro para desenvolverme con soltura en una Almazara; sin embargo, Manuel, no como otros muchos, no quería aprovecharse de esa coyuntura para tener mano de obra barata, Manuel quería que cobrase como cualquier otro y que no me preocupase por lo de aprender, porque sin duda él estaba seguro de que lo iba a hacer.

Sin embargo, pocos días después de mi entrevista con Manuel, recibí una oferta de empleo, que acepte, de una empresa de outosurcing de la industria farmacéutica para un proyecto que duraría un año, con lo que descarte la posibilidad de trabajar y aprender en Oleícola San Francisco pero, tristemente, este proyecto ni siquiera llego a cumplir el año prometido y a falta de seis meses y en vísperas de las navidades 15/16, se nos comunicó que, de nuevo, estábamos en la calle y por lo tanto en el desempleo.

Como puedes imaginar, aquello me sentó como una patada y pido perdón, en “los mismos cataplines” e irremediablemente, me acorde de la oportunidad perdida en Oleícola San Francisco.

Tras aquellas navidades me mantuve en el desempleo hasta finales del mes de agosto, fecha en la que me contrato una empresa de cuyo nombre no quiero acordarme, ya que cuando ni siquiera aún me había dado tiempo a visitar a los clientes adjudicados, me despidieron, juntos con algunos más, a principios de noviembre.

Afortunadamente pocos días después encontré trabajo en La COOP. Virgen de la Capilla de Jaén y en estas empresas agrícolas, el empleo dura mientras haya aceituna a la que extraerle su zumo y en este caso, se nos acabaron el  08/01/17 pero, afortunadamente, durante los días previos a esa fecha, la misma empresa de outosurcing de la que te hablaba, se puso en contacto conmigo para iniciar un proyecto ilusionante del que hace unos días fui despedido provocado por el capricho de alguien; por cierto, creo en el Karma.

Bueno, sigo con mi tema. Tras el despido sufrido, mejor dicho, desde que sospechaba que tarde o temprano mi despido de iba a producir, ya iba pensando cual debía ser el camino a emprender y claro está, mi sueño de trabajar en el mundo de los Aceites de Oliva Vírgenes Extra iba cogiendo cada vez más fuerza y ambición pero para ello, me faltaba y aún me falta, lo más importante: una empresa productora que escuche mi idea y “la compre”.

Pero la vida es muy caprichosa, inestable, traviesa y si nos lo curramos, casi siempre es justa y este pensamiento, ha sido el que me ha venido cuando esta tarde al abrir mi Facebook, este me ha recordado el artículo que escribí hace dos años y es que la oferta de empleo que acepte en aquel momento y que tampoco duró, me alejo de Oleícola San Francisco, una Almazara distinta y con ilusiones a la que y tras ser despedido por la misma empresa de entonces, mañana vuelvo a retomar aquella entrevista de trabajo en la que tanto disfrute.

No sé qué pasará mañana pero imagínate lo que supuso para mí después de todo lo que me ha pasado, que ayer hablase con José, el otro hermano propietario de Oleícola San Francisco, para retomarlo donde lo dejamos.

Por cierto, es muy probable que la imagen que acompaña a este artículo sea la de mi futura empresa y ha sido un regalo de Multitask, una empresa de Quito/Ecuador que dirige Fabián Serrano González ¡¡muchas gracias!!

Saludos, se feliz y nunca te rindas.

Ya tienes tu nuevo perfil profesional ¿y ahora qué?

¡¡Bienvenida o Bienvenido a mi Blog!!

Gustaove

Si has pasado o estás pasando por un largo proceso de búsqueda de empleo, seguro que has leído mucho sobre el tema y más que probablemente, también sobre emprendimiento hasta el punto de sentirte culpable por no hacerlo; por cierto, cuidado con esto que no es tan fácil.

Otra cosa sobre la que probablemente también has leído y mucho, aunque ahora y no sé si soy yo o qué, se publican menos cosas sobre estos temas, era sobre que también deberíamos plantearnos, aprovechando nuestra experiencia, crearnos un perfil profesional nuevo y oye, de entre todo lo mucho que leí y leo, esta idea fue la que más “me puso”.

Así es que me puse manos a la obra para diseñar ese nuevo perfil profesional empezando por lo que más puedo aportar por mi experiencia, que no es otra cosa, que vender orientado hacia el cliente; es decir, punto nº 1: Soy un vendedor al que le preocupa la satisfacción del cliente.

Pero claro, eso de ser vendedor orientado al cliente, aunque infrecuente, no es muy nuevo y está muy explotado por todos, aunque repito, lo difícil es llevarlo a cabo.
Así es que debía buscar un nuevo enfoque ¿pero cuál? Primero necesito un sector al que pueda acceder con “facilidad”; segundo, en el que pueda ofrecer algo que necesita pero que no tiene o mejor aún, que necesita pero que no sabe que existe y en tercer lugar, en el que destaque por mis conocimientos.

Pero un día, tras una conversación casual y tras haberlo intentado en otros sectores, alguien, sin ser consciente de ello, me dio una idea para el sector oleícola en la que encajaban los tres puntos anteriores.

  1. Soy y vivo en Jaén, así es que más a mano no lo puedo tener.
  2. El sector oleícola tiene un gran déficit en su capacidad de promoción y venta de producto envasado.
  3. Y además, necesita comerciales con capacidad y conocimientos para promocionar los AOVEs sabiendo manejar su argumentos saludables y para ello, quien mejor que un visitador médico y de farmacias con experiencia y contactos en el sector sanitario: “El desarrollo de los AOVEs vendrá por sus propiedades saludables”

Pues ya tengo la idea para un nuevo perfil profesional pero está incompleto, le falta la formación de producto.

Durante la búsqueda de formación de producto, descubrí que existía y existe, un ciclo de F.P. de 2º de Técnico en Aceites de Oliva y Vinos que dura dos años y al ser un ciclo de 2º, yo pensé que no sería muy difícil ¡tururu! Vaya dos años de estrés por aprender y sacar buenas notas, no podía olvidar que era padre y que en esto, también debía dar ejemplo.

Pero durante mi completa formación, única oficial y reconocida para trabajar en Almazaras, fui cayendo en la cuenta de que a los tres puntos originales de ese nuevo perfil que pretendía crear, le podía sumar alguno más; por ejemplo ¿qué tal decirles a mis futuros clientes que con quien están negociando, también estaba pendiente del proceso de elaboración con los criterios de calidad que su concienciación adquirida a través de su formación le otorga y además, al tanto de cuáles son las mejores técnicas de cultivo para los árboles que nos han dado el fruto del zumo que van a disfrutar? ¿Mola o no mola? A mí me mola mogollón.

Han pasado tres años desde entonces y ahora viene donde duele ¿cómo convencer al sector oleícola de que necesitan perfiles como el mío, cuando su zona de confort ha desaparecido para ser simplemente un muro que les impide ver todas las posibilidades que tienen?

Esta mañana he explicado mi idea a dos personas. La primera con altos niveles de formación y visión estratégica y la otra, de las que están muy acomodadas en su posición de “dirección”.

La primera me escuchaba con atención y entendía perfectamente como se entrelazaban los perfiles que construyen mi perfil; es decir: un Técnico preocupado por los procesos de extracción del zumo durante la campaña de elaboración, junto con un comercial con altos conocimientos sobre producto capaz de presentarlo en cualquier foro, ya sea del sector sanitario o no, con capacidad de negociación y de apertura de mercados y con muy buen manejo de las redes sociales, este blog es un ejemplo.

Pero la segunda, bueno, de la segunda solo puedo decir que me ha pedido un resumen, se lo he hecho con la capacidad de síntesis que los visitadores médicos tenemos y se ha quedado “pillando moscas”.

Así es que, aquí estamos, tras tres años trabajándome un nuevo perfil profesional para un sector acomodado y que necesita revolucionarse, toca empezar de nuevo para conseguir, no ya una oportunidad, que afortunadamente algunos que están empezando y que no tienen, aún, el potencial necesario, ya me la han dado, si no que me escuchen con interés aquellos con potencial e inquietud por evolucionar.

Saludos y se feliz.

“Ha sido por mi falta de inteligencia… o eso dicen”

¡¡Bienvenida o Bienvenido a mi Blog!!

Resultado de imagen de falta de inteligencia

Bueno, pues aquí estamos de nuevo “dándole caña al blog” y otra vez en esta aventura del desempleo, que parece ser que para algunos se ha convertido en una prueba continua para nuestra resiliencia.

No es nada fácil trabajar en outosurcing y apostaría que aún más si es para la industria farmacéutica, además y por la experiencia que ya tengo acumulada en este sector, creo que es una tarea para profesionales con un perfil muy concreto y ojo, no digo ni mejor ni peor, pero creo que perfiles como el mío; es decir: creativos, inquietos, con ideas propias y que no se callan si creen que deben decir aquello que ayude a mejorar, entre otros, según se mire, defectos o virtudes,no son los ideales para este sector, salvo, que el proyecto en cuestión permita desarrollar todo ese potencial sin tener que bregar con tanto intermediario con derecho a opinar a su libre albedrío sobre tus esfuerzos.

Cuando trabajas en outosurcing para la industria farmacéutica y tus esfuerzos, que son los mismos o más que los de cualquiera pero peor pagados, los tienes que compartir con un representante del laboratorio que contrata el proyecto, debes asumir que tu experiencia y tus capacidades no te van a ayudar, más bien todo lo contrario.

Vivimos una situación laboral que qué os voy a contar que no sepáis y muchos “compañeros currantes”, cuando su empresa decide actuar para resolver un problema a través del outosurcing, por cierto, cada vez más necesario, que les implica salir de su zona de confort, ven fantasmas y amenazas por todos sitios que les hace actuar con tal agresividad ante “el invasor”: el profesional de outosurcing, que no son conscientes del daño que pueden hacer a esas personas que intentan salir adelante asumiendo peores condiciones pero con la ilusión de trabajar para un proyecto que, aunque en la mayoría de los casos con fecha final marcada, les ayude a progresar en la empresa que les paga o como escaparate para otras empresas que ofrezcan mejores condiciones.

Durante estos últimos cuatro meses de sufrimiento para mí en los que se puso continua e injustamente en duda mi compromiso, me preguntaron si yo pensaba que, por mi experiencia y profesionalidad, trabajar en outosurcing era para mí un desprestigio y no te imaginas lo que aquello me indigno ¿un desprestigio trabajar?

¡Por favor! En los veranos trabajaba de pinche de cocina, he ido a la aceituna, hacia seguros del carnet de conducir en los polígonos industriales y cuando encontraba un camión que descargar, me quitaba la chaqueta, la corbata, me remangaba y a ganar unas pelas “haciendo pesas” moviendo toneladas de lo que fuera, he conducido camiones, he vendido coches, he sido representante de farmacias, visitador médico y como necesitaba reciclarme, me forme para trabajar en una almazara elaborando aceites de oliva, que es lo último que hice justo antes de llegar a la empresa que hoy me ha despedido.

 ¿De verdad crees que no sé lo que es trabajar? Esto mejor habría que preguntárselo a otros/as.

Me han dicho que mi despido está provocado por mi falta de inteligencia al no haber sabido valorar correctamente, ciertos aspectos del proyecto que básicamente consisten en haberle “comido el …” a cierto personaje, es decir, que no tiene nada que ver con mi falta de compromiso, ni mi trabajo, ni su calidad, ni sus resultados, no, ha sido mi falta de inteligencia ¡alucina pepinillos.

Es curioso esto de la inteligencia que algunos tenemos, porque resulta inapropiada cuando te empuja a ser tu mismo y a decir lo que piensas con el objetivo de mejorar las cosas pero es muy bienvenida si se necesita para despertar la de otros/as ¡que cosas!

¡Saludos y sé feliz!

¿Ha desaparecido el interés por los Blogs?

¡¡Bienvenida o Bienvenido a mi Blog!!

16641118_1288982844502054_5470796406069823740_n

Hace cuatro años, justo el tiempo que se cumple desde que nos comunicaron que el proyecto en el que estábamos tocaba a su fin, que tome la decisión de crear este Blog para trasmitir mis valores, actitud y aptitudes con el objetivo de encontrar o crearme el empleo que todos nos merecemos.

Lo hice con más miedo que otra cosa pero poco a poco fui “cogiéndole el tranquillo” y me resultaba fácil escribir un artículo por día. Evidentemente esta motivación venía dada por el interés que para algunos despertaban mis artículos, porque me divertía y sobre todo, porque me ayudaba a ocupar tiempo del mucho que desgraciadamente disponía.

Poco a poco pase de escribir a diario a hacerlo cada dos o tres días, cada semana y aunque últimamente me había propuesto hacerlo quincenalmente, los continuos cambios forzosos de empleo que “afortunadamente” he ido sufriendo y el hecho de que percibo que el interés por los Blogs ha caído, me hace plantearme si continuar “presionándome” para mantener este en activo.

Los temas que habitualmente he tocado en este Blog han sido ventas, automotivación, búsqueda de empleo, reinvención y aquello que se me ocurría que podía ayudar a cualquiera que estuviese pasando por un bache similar al que yo estaba o estamos pasando.

El caso es que podía seguir escribiendo incluso con una frecuencia mayor que la quincenal, porque los artículos me salen mentalmente y en cualquier momento, pero he comprobado que lo que escribiría no sería muy diferente de lo que hasta ahora he escrito, porque a ver ¿qué se puede añadir sobre cada uno de los temas que suelo tocar que no tengamos en cientos de artículos para orientarnos?

Opino que sobre esos temas está todo escrito y afortunadamente a disposición de cualquiera que le interese, ahora bien, otra cosa es la interpretación que se haga de lo que se lee y sobre todo, el coraje que se tenga e invierta en poner en marcha la estrategia recomendada para conseguir los cambios que se pretenden.

Además, vengo comprobando como cada vez se publican menos artículos en Blogs personales y profesionales, de hecho, incluso aquellos que para mí fueron referentes y guía durante todos estos años, han bajado la frecuencia de sus publicaciones hasta el punto de que algunos han desaparecido.

Sin embargo, tengo la necesidad continua de compartir y no ya por lo que pueda aportar a otros, que siendo un importante valor añadido, no me aporta tanto en mi crecimiento personal como el hecho de que para escribir o decir algo tengo que esmerarme en mi autoformación y capacidad de comunicación, “obligándome” a leer o  escuchar a los que saben más que yo de todo lo que sea que tenga que ver con el tema en cuestión de mi interés, para luego poder transmitirlo con credibilidad.

Por eso, aunque me voy a dar un tiempo de descanso con este Blog, no lo voy a cerrar y lo que sí puede que ocurra en el futuro, es que aprovechando su bonito nombre y mi reciente adquirida pasión y formación por el mundo del olivar y los Aceites de Oliva Vírgenes Extra (AOVEs), que como puede que sepas fue una de las cosas que hice para reinventarme durante mi primera y larga etapa en el desempleo, lo utilizaré, junto con otros “medios de comunicación”, para que con el objetivo de hacer una correcta promoción del principal recurso de mi provincia: los AOVEs Picuales de Jaén (la cual, tiene unos niveles de desempleo insultantes que podrían ser otros muy distintos si fuésemos capaces de hacer una gestión integral de ellos y de su entorno), me ayude a mantener mi formación continua para que como te decía, pueda compartir contigo sus excepcionales propiedades con  la profesionalidad que se merecen y como no, pueda darte a conocer con ellos las posibilidades que Jaén te ofrece para tu diversión y descanso.

Saludos, se feliz y consume AOVE que tu salud te lo agradecerá.

“Porque me prometieron estabilidad”

¡¡Bienvenida o Bienvenido a mi Blog!!

16684149_1279569392110066_1784527096520761347_n.jpg

Muchos de los que me seguís desde hace tiempo sabéis que desde abril del 2013 hasta hoy, he pasado más tiempo en el desempleo que empleado y esta, la de desempleado, es una sensación que no creo que deje de sentir nunca.

Es algo parecido a lo que me pasa con la obesidad y con el tabaco, que aunque ambas cosas las superé hace años, casi cada día recuerdo la incomodidad que me provocaban.

Pues ese estado de continua incomodidad por sentirme desempleado, me hace empatizar con mucha facilidad todos aquellos que, sin merecerlo, aún estáis ahí por culpa de la mala gestión de otros muchos que, además, mantienen sus privilegios político/laborales.

Afortunadamente actualmente tengo empleo y además en un proyecto que tiene pinta de poder ser de futuro pero claro, aunque los que hemos pasado por esas situaciones de continua inestabilidad hace que le pongamos mucha ilusión a los buenos proyectos que nos ofrecen y más si tiene la pinta que tiene este, nunca dejamos de mirar por “el rabillo del ojo” a aquel proyecto personal que un día nos planteamos y que fuimos desarrollando con más miedo que ilusión y que por un motivo u otro nunca llegamos a poner en marcha.

Aunque no con la intensidad de antes, mantengo mi actividad en Linkedin y el otro día leí la petición desesperada de un profesional con experiencia, formación y sobre todo padre y marido.

Muchos creen que en la RRSS se puede mentir con facilidad y aparentemente es así pero cuando se trata de buscar empleo, más pronto que tarde, esas mentiras salen a relucir dejándonos en evidencia en una entrevista o peor aún, durante el desarrollo de nuestras tareas.

Por eso, cuando leo alguna petición desesperada en Linkedin, que opino que no es el sitio, ya que, según entiendo yo, Linkedin es para mostrarte y “dejar que las cosas pasen” en la medida que en Linkedin pueden pasar, pues la verdad es que como no se prácticamente nada de la persona en cuestión, no suelo compartir dicha petición; sin embargo, en el caso del que te hablo si lo he hecho y no sé muy bien porque, quizás porque ese profesional me transite confianza a través de lo que le he leído y por lo que iba compartiendo.

Cuando llevaba conviviendo con el desempleo más o menos un año, con pocas de esperanzas de salir de él por cuenta ajena y teniendo en cuenta además el continuo bombardeo de que solo nos quedaba como salida el emprendimiento… por cierto ¿quién habla ahora de emprendimiento? Empecé a diseñar varios proyectos que se fueron cayendo uno a uno pero y durante mucho tiempo, tanto que aún perdura, había uno que si me hacía “cosquillitas en la barriga” y que iba creciendo en ambición pero no porque viese en él la oportunidad de aumentar mis beneficios ¡qué va! Sino porque veía la posibilidad de poder ayudar a otras personas en mí mismo estado.

Por si no lo sabes, antes de aceptar el reto que me proponen icon outsourcing y Gebro Pharma, estaba trabajando en una Cooperativa de elaboración de Aceites de Oliva Vírgenes (extra, virgen y lampante) como responsable de elaboración pero ese empleo duraría solo el tiempo que requiriese la campaña de este año, que además y así ha sido, se preveía corta.

Esta realidad me hizo mantener el desarrollo de mi proyecto, mejor dicho la idea de proyecto, porque mi sentido común me decía que antes de nada necesitaba ser estudiado por un profesional con más conocimientos y experiencia que yo,  lo que así y no con poco temor, porque, según pensaba yo en ese momento, era mi última opción para salir adelante, aunque en ello implicase poner en riesgo lo poco que me queda.

Recibí el visto bueno de este profesional y además me felicito por la idea pero él, tal y como yo ya sabía, vio que me faltaba lo más importante: un proveedor que creyese en la idea y eso en Jaén ya os digo que es muy difícil no… tampoco lo siguiente… va mucho más allá.

Una vez que icon outosurcing  me confirmo que contaban conmigo para el proyecto en el que estoy, lo acepte con mucha alegría y como efectivamente no había encontrado ningún proveedor para mi proyecto… ni intenciones, “lo deje en el cajón de proyectos abandonados”.

Sin embargo, cuando leí el mensaje desesperado de ese contacto de Linkedin, mi proyecto, que tenía y tiene como principal objetivo ayudar, “se empeñó en salir del cajón del olvido” pero “le explique” que ya no podía ser mi proyecto, porque sintiéndolo mucho, tenía otro “pero insistió” y ante mi constante negativa, “me dio una idea”:

¿Y si se me entregas a otro/a?

Está claro que si quieres cambiar algo en tu vida no te queda más remedio que crear un camino con tu movimiento y si lo haces disfrutando mucho mejor pero si además vas incorporando a otras personas en esos cambios, ya es la leche.

“Mi proyecto me convenció” y efectivamente decidí que lo mejor era entregárselo a otro/a ¿pero a quién, por qué el deseo de cualquier padre o madre es que su hijo comparta su vida con la persona ideal?

Llegue a casa y empecé a pensar ¡y joder! Es increíble como fluyen las ideas cuando tienes paz, buenas intenciones y personas en las que pensar para contar con ellas y ellas contigo.

Até cabos y quede con un profesional joven y muy bien preparado, al que le ofrecieron un difícil y ambicioso proyecto por cuenta ajena que acepto dejando de lado el suyo, algo parecido a lo que me ha pasado a mí y cuando le pregunté por qué, me respondió:

“Porque me prometieron estabilidad”

Su sincera respuesta me hizo reflexionar sobre las condiciones que se deban dar en un emprendedor y con más claridad que nunca, vi que no son pocas y más en los tiempos en que vivimos.

Así es que ahora él con la seguridad que le da saber que tiene unos ingresos mínimos asegurados para su vida y desde la posición que ocupa, va a estudiar mi proyecto con calma para darle la mejor forma posible y espero de todo corazón que sea capaz de hacerlo muy bien, porque el objetivo es ayudar para que más gente, sobre todo la limitada para emprender, pueda tener la oportunidad que yo tengo ahora.

¡¡Saludos, se feliz y mucho ánimo!!

¿Dudando mucho sobre Linkedin? Yo también pero…

¡¡Bienvenida o Bienvenido a mi Blog!!

descarga

No es que pretenda retomar mi actividad en el Blog con la rutina de siempre, no, no, mantengo mi periodo de “estambay” hasta que no tenga bien controlado el proyecto que me ofrecen el binomio icon/Gebro, pero necesitaba escribir este artículo porque entre muchos de mis nuevos compañeros/as y algún que otro colega recientemente despedido, he comprobado como han encontrado empleo con bastante rapidez sin estar en Linkedin y sin usar las RRSS; de hecho, una de ellas presumía de ello con chulería.

Pues el caso es que durante estos días he dedicado algún “tiempecillo” a reflexionar sobre si Linkedin sí o Linkedin no y la verdad, es que cuando compruebas lo bien que les ha ido a otros en su búsqueda de empleo y sin invertir ni un minuto en esta u otras redes sociales, te queda una sensación de tonto que te lleva a plantearte si seguir empleando más tiempo en ellas, salvo el propio entre amigos para, como en mi caso, por ejemplo hablar de bicis.

Pero he de reconocer que no tarde mucho en llegar a la conclusión de que Linkedin sí y no solo a Linkedin, también a las otras  RRSS en las que me muevo.

Verás, cuando investigas un poco más sobre cómo ha sido el proceso de muchas de esas personas que han encontrado empleo de manera rápida y sin usar ninguna red social, descubres que tras él se han dado todas esas circunstancias ideales que en muchos casos se da: oferta de empleo no publicada + contacto directo; es decir, ofertas de empleo adjudicadas salvo contratiempo.

Voy a intentar explicarme mejor con lo que ha sido mi reciente historia laboral, que en menos de seis meses, he pasado de vender medias de compresión y productos de OTC a las farmacias de Jaén/Córdoba/Ciudad de Real, a elaborar Aceites de Oliva Vírgenes en una Cooperativa de Jaén y de nuevo y en lo que estoy actualmente, a desarrollarme como Visitador Médico y de Farmacias en icon outsourcing, empresa que te  recomiendo si la tuya se está planteando externalizar.

Por ejemplo, mi empleo actual ha sido uno de esos casos en los que salvo contratiempo de última hora estaba adjudicado, ya que se han sumado las sinergias de dos potentes contactos: la confianza que en icon outsourcing me gane en un proyecto anterior y la petición por parte de alguien de la empresa para quien vamos a hacer un gran trabajo, de que fuese yo la persona contratada porque me conoce desde más de 20 años y sabe como trabajo.

Mi anterior empleo en la COOP. Virgen de la Capilla de Jaén lo encontré por el método tradicional de entrega de CV a mano, ya que en mi entorno hay más de 300 empresas de elaboración y estaba seguro de que en alguna de ellas podría picar, no fue fácil, pero tuve la suerte de encontrar una que además de adaptaba al perfil que yo deseaba: trabajar bajo altos estándares de calidad.

Pero estos casos y más hoy en día, son “mirlos blancos”, sobre todo para la mayoría de los que buscan empleo en aquellas empresas de ámbito nacional y que además, están localizadas en ciudades alejadas de las suyas como para llevar el CV a mano, que dejan la selección de sus empleados en manos de empresas de reclutamiento o como me ocurrió con la empresa de las medias, de cuyo nombre no quiero acordarme, que fui seleccionado porque Pablo Jiménez Ballesta, su Director Comercial, que también fue despedido y al que te recomiendo por su profesionalidad, me seguía a través de Linkedin desde hacía tiempo.

Es decir, tres situaciones totalmente distintas que me han llevado a un empleo y en las que, aparentemente, solo en una de ellas se puede decir que fue mi actividad en Linkedin la que me llevo a él pero, ha pasado un año desde que en icon outsourcing se vieron obligados a despedirnos hasta que he vuelto con ellos para este ilusionante proyecto y durante este año, me consta que desde su dirección han seguido mi actividad en Linkedin con mucho interés, haciendo que mi contratación o su interés por ofrecerme un proyecto, siempre lo tuviesen presente pero además, mi actividad en Linkedin y en RRSS, está suponiendo que ya sean muchos profesionales del sector oleícola quienes me consideren un referente en la promoción de los Aceites de Oliva Vírgenes.

Es decir y lo vuelvo a repetir, RRSS sí pero siempre ofreciendo una participación de calidad que sea capaz de aportar y sobre todo, sin esperar nada de ellas y mucho menos marcando objetivos de tiempo, ya que puede que el día que decidas abandonar sea ese que estaba a punto de darte la oportunidad.

Saludos y se feliz ¡hasta otra!

Ha llegado el momento de tomarme un respiro

¡¡Bienvenida o Bienvenido a mi Blog!!

15895273_1247156375351368_374940436972336373_n

Son ya cuatro años, que se dice pronto, los que ha cumplido este blog y aunque esto es un hasta luego, ha llegado el momento de que su propietario, o sea, yo, me tome un respiro aunque aún tengo muchos artículos escritos sin publicar.

Pero no pienses que lo dejo, insisto temporalmente, porque ha dejado de funcionar, a ver, no es que sea un Blog de profesional, nunca lo he pretendido, me daba por satisfecho si además de ayudarme a promocionarme podía ayudar a alguien con él y eso sé que lo he conseguido, así es que ¡objetivo cumplido!

Como te he dicho, este Blog nació hace cuatro años como una herramienta más que ayudase a minimizar el temor que se instalo en mí familia en aquellas momentos por el futuro que se nos avecinaba pero crear y mantener un Blog, es una de las tareas más agotadoras que puedes hacer y si además le sumas la necesidad de buscar empleo con más de 45 años o ir pensando en creártelo sin apenas recursos, estudiar para titularte y abrirte camino en un sector totalmente desconocido y hacer todo esto con la ilusión necesaria para que tu familia no de desanime, implica que ese cansancio se multiplica pero bueno, aquí estamos.

“Vivir con pan y Aceite de Oliva Virgen Extra” me ha dado muchas alegrías y afortunadamente solo he tenido que lidiar con un par de “Trolls cibernéticos”, pero sobre todo me ha dalo la oportunidad de poder interactuar con muchas buenas personas, personas que también lo están pasando mal y que saben que hasta donde pueda llegar, estaré siempre encantado de ayudarles.

Este descanso viene provocado por motivos de enorme alegría.

El primero es que he finalizado mi trabajo en la S. C. A. Virgen de la Capilla de Jaén con su marca de aceites de oliva vírgenes extra Puente Sierra y esto, en apariencia triste, ha supuesto dos cosas, primero haber confirmado con un empleo sobre ello todos los esfuerzos que dediqué durante mi primera etapa en el desempleo, dos años, a formarme como Técnico en Aceites de Oliva y Vinos y segundo, tener una empresa en la que al menos poder trabajar durante los meses de la campaña de elaboración de aceites de oliva vírgenes extra cuando lo necesite o quiera.

Y el segundo, es que vuelvo, si no pasa nada de última hora, a la visita médica con icon outosurcing  el próximo lunes 16/01/17, empresa en la que ya trabajé, para desarrollarme en un proyecto previsto a un año salvo que entre todos seamos capaces de hacer que se extienda en el tiempo y por eso y por la necesaria implicación que necesita el proyecto, es por lo que me desconectaré el tiempo necesario de algunas “cosillas” hasta que me haga plenamente con el proyecto.

Quiero agradecer tu fidelidad y que sepas que para cualquier cosa que necesites y que este en mi mano poder atender, estaré atento a los mensajes de Linkedin y eso sí, continuaré con mis videos sobre Aceites de Oliva Vírgenes Extra y otros.

Saludos y se feliz.